Servicios

01.

   El proceso OXIGEME es una terapia integrativa, donde de forma respetuosa y acogedora permite confrontar al paciente con su coraza o molde heredado, que predispone inconscientemente hacia fractales o patrones manifestados en formas de conductas, creencias, pensamientos y sentimientos que sirvieron para hacer frente una etapa de la vida como es la infancia y que llevarán la etapa adulta se pueden vivir como estados disociativos al dejar de ser adaptables en un entorno diferente como puedes ser la pareja, la vida profesional o el rol de padres, impidiendo alcanzar los retos vitales de forma equilibrada y que pueden llegar a manifestándose en forma de crisis con síntomas de angustia y / o ansiedad. O también como parte de la evolución personal que llamamos como "crisis emergente" o estados caóticos, produciéndose una ruptura de estructuras psicológicas caducas debido a la emergencia interna de nuevas formas u órdenes evolutivos, convirtiéndose en una oportunidad de transformación y crecimiento.

   Partimos del concepto de la quadrinitat, cuerpo, emociones, mente y conciencia como una integración ontológica y otro del cuerpo-psique y los mundos intuitivos (el supra-racional) como partes indivisibles del ser humano, entendido como un Holosistema.

     La primera etapa del proceso consta aproximadamente de 15 sesiones, donde trabajamos con:

  • Técnicas verbales repasando la biografía para recuperar nuestro memoria familiar, así como un replanteamiento vital de la persona en proceso.

  • Ejercicios bio-energéticos para liberar de forma experiencial los bloqueos psico-corporal, necesario para penetrar en el inconsciente mental que esta contenido en el inconsciente corporal por su resolución y comprensión.

  • Técnicas meditativas, ampliando la conexión con nuestro conciencia como eje de todo el proceso de transformación.

  • Sin embargo se elabora la cartografía de las rutas disipativas (Coraza) formada por fractales heredados, dando la capacidad de poder entrar finalmente en la comprensión, la compasión y el perdón de nuestros padres, como de nosotros mismos.

   

     Finalizar esta primera etapa permite realizar el Crisol para sanear completamente la herida familiar, liberando del molde heredado y conectar con la autenticidad de nuestro Ser.

Todo ello permite entrar a una terapia centrada en la persona, donde cobran especial relevancia los procesos vivenciales con estados no ordinarios de conciencia (ENOC)

trasplante

"No buscamos ser perfectos, buscamos ser felices"

 

Manuel Almendro Almendro

02

    Actualmente nos encuentran que uno de los principales motivos de las crisis de pareja es la falta de conocimiento del otro, por culpa del  poco tiempo y esfuerzo que se dan por mirarse sin miedos, únicamente  en la aceptación del otro tal y como es, puede surgir el verdadero amor.

  Inicialmente  hay  enamoramiento que es pasional, ardiente y  idealista, sin consistencia, moldeado  por los patrones  inconscientes de cada componente de la pareja,  cuando esto se  va apagando, es el momento de cambiar la forma  de relacionarnos, mirar sin juzgar, escuchar abiertamente y comunicarse sin miedos para transformar ese enamoramiento en amor sincero, profundo, perdurable y sólido, construido desde la conciencia y el reconocimiento mutuo.

    No realizar este cambio relacional, comporta entrar en dinámicas estáticas y  inconscientes, donde el tiempo nos va llevando a actitudes, inercias  y comportamientos automáticos, monótonos y poco constructivos que a la larga se vuelven  tóxicos y negativos por una  relación en pareja.    

   En toda relación siempre hay  ganancias y pérdidas que deben saberse  equilibrar por que el beneficio  final sea compartido.   

   En casos particulares  puede haber uno  cambio en las necesidades  vitales, donde la persona siente que ese momento de su vida con  pareja, su trayectoria personal  y los  sus anhelos evolutivos no le sitúan en ese espacio  compartido. Para saber  distinguir realmente este proceso  evolutivo personal, se debe tener un cierto nivel de autocrítica, sinceridad y conciencia, ya que los patrones negativos inconscientes son capaces de esconderse detrás  de justificaciones nobles. Por eso es indispensable tener la guía, el espejo que confronte con la realidad interna para hacer consciente a todas las  sombras y poder ser capaces de decidir libremente,  no repitiendo  patrones de fuga de forma automática y entrar en un bucle destructivo,  para conseguir  el conocimiento y la responsabilidad   por una ruptura saneada.

  •    El trabajo terapéutico en pareja comporta sesiones individuales para ir desmascarando y tomando conciencia de los patrones negativos que conforman la estructura psíquica o coraza heredada en  cada individuo y trabajos conjuntos  ambos, donde la escucha activa y la comprensión mutua   toman su  relevancia para adentrarnos en el juego  de la aceptación  y perdón.

 

De la mano y en el sol

 ORACIO DEL ENCUENTRO

 

"No he venido a este mundo

a cumplir tus expectativas

No has venido a este mundo

a cumplir mis expectativas

Yo hago lo que hago

Tú haces lo que haces

Yo soy yo

Un ser cumplido

aún con mis carencias

Tú eres tú

Un ser cumplido

aún con tus carencias

Si nos encontramos

y nos aceptamos

Si nos aceptamos

y nos respetamos

Si somos capaces de 

no cuestionar nuestras diferencias y de celebrar juntos

nuestros misterios

Podremos andar

Uno junto al otro

Ser mutua y respetuosa

sagrda y amorosa

compañera en nuestro camino

 

Si es posible
Puede ser maravillosos

 

Si no

No te remedio"
.
 

Sergio Sinay (basado
  en la Oración  Gestáltica de Fritz Perls)